2013/07/05

ZORIONAK A TODOS LOS SOCIOS

Hoy, sentada al borde del pantano de Landa, tirando piedras al agua, me fijaba en las ondas cómo crecían, se multiplicaban y se expandían.

En la otra orilla, estaban los nidos de fochas con sus crías, hasta donde quizá llegaran las ondas de mi piedra; también afectaba a las libélulas y caballitos que velozmente se alejaban ante el impacto y las salpicaduras.Y siguiéndolas, me llevan hasta un zampullín cuellinegro en mitad de la balsa de agua.

Muy cerca, los sormomujos acarrean a su prole que ha aguantado la dura primavera. Una garceta grande aparece y desaparece entre los carrizos, (bailando entre bastidores): el bando de garcillas bueyeras llega de lejos a perseguir a las vacas en las laderas, interrumpe su baile y alza el vuelo blanco precioso, iluminada por un sol que hoy ya es de verano. 

Mientras caminamos, damos la vuelta al prismático para ver el pequeño universo que encierran las flores (filipéndulas, Anacamptis pyramidalis, ...) sin interrumpir el vuelo de las mariposas amarillas que no sé si oirán el pu-pu-pu de la abubilla.

Por el camino, han pasado veloces ciclistas quienes quizá solo hayan visto una pista más por donde pasar. Para otros, el mismo camino es una hermosa poesía o un lugar lleno de magia y de vida.

Algunas personas, hace 25 años tiraron una piedra que se llamó IAN. Yo sólo puedo darles las gracias, porque he sentido muchas veces cómo me llegaba una de sus ondas, ser parte de algo en movimiento y ser una persona afortunada por compartir y poder aprender alguno de los secretos y bellezas que me hacen disfrutar más aún de la naturaleza.

¡ZORIONAK, IAN, que sigas creando ondas...............! 



Texto y fotografia: Aran Marcos


2 comentarios:

Begoña Zorrakin dijo...

Suscribo tu agradecimiento, Aran, a quienes se unieron para estudiar, disfrutar y defender la naturaleza hace 25 años.
Y también a todos los que hoy aportais vuestro granito de arena.

Anónimo dijo...

Precioso Aran!!!. ¡Qué suerte que tenemos en el IAN de tener artistazas como tú!.
Un beso: Izaskun

Nosotros

El Instituto Alavés de la Naturaleza-Arabako Natur Institutua (IAN-ANI) es una asociación cultural y científica, de carácter no lucrativo; se constituyó legalmente en 1988 (registro de asociaciones A/1287/88), aunque tuvo su precedente directo desde 1973 en la Agrupación para el Estudio y Protección de la Naturaleza en Álava (AEPNA). Ha sido declarada, además, de utilidad pública en marzo de 1997.

Archivo

Gu